O Descaso político social…

Hoje repassando o filme e tudo o que esta conectado ao mesmo me fez refletir muito sobre o descaso politico social que vivemos na cidade de São Paulo.

Alias cidade essa, que nasci e cresci, vivi meus 30 anos la dentro em um bairro da zona leste, adorava aquele lugar, não menos só porque estou morando fora por assuntos profissionais e sociais, mas que levo no meu coração essa cidade.

O filme em si, não demonstra toda a sínteses do problema social, revalida o problema em si, mostra com orgulho os parâmetros sociais que um menor poderá encontrar ali nas periferias da cidade grande, os muros altos, prédios enormes, uma abismo social de grandes proporções.

A preocupação neo natal politica social, não atinge os corações políticos escolhidos pelo povo em ato de ditadura democrática, alias um apelo as associações em tela que por favor, exigam o fim do voto obrigatório direto que nada tem de democrático.

A realidade que assustava no passado, da minha infância truculenta e cheia de altos e baixos, continua em dias atuais, hoje o pai que vê o filho sendo criado nas mesmas condições sociais que ele teve um dia quando menor, paira pela cabeça do ser como será a cidade, no caos urbano, do futuro do neto, quando bem dizia o grupo de rock ira, sobre a questão do pai e filho quem é quem nessa atmosfera social cheia de preconceito e desvalores sociais, o abuso do poder politico, injustiça pura e nua, o alto flagelo no corpo do povo, a falta de descaso social dos políticos que um dia foram eleitos justamente para abastecer o povo de medidas sociais e sinceras.

O filme retratou bem essa fase do menor adolescente em risco e desproteção social, venho escrevendo muito a respeito, aliás os últimos 10 anos que vivo fora do pais, parece que as medidas preventivas  estão paradas no tempo e espaço urbano social politico.

Darei inicio ao doutorado e não tenho medo das atualizações sobre esse assunto, o medo é que, em 30 anos ou mais nada fora feito a respeito de medidas preventivas sociais em relação ao menor, o adolescente carece do social…

Passar por abusos sociais talvez seria considerado um trauma equiparado ao abuso físico, psicológico etc, o social seria tão importante como as outras áreas do conhecimento e o filme retrata com pinceladas atômicas o conteúdo do saber querer.

Uma frase que ecoa no meu intimo, não querendo falar nada mais sobre o filme em particular, mas a tal frase não sai da minha cabeça, quando um dos menores alunos de Lázaro Ramos vira pra ele e diz” você vai abandonar a gente como todos fizeram, você não liga pra gente”…???

Quem liga pro menino(a) agora? quem vai cuidar deles nos próximos 30 anos…

Obrigado.

“INTERVENCIÓN EN FAMILIAS CON MENORES EN SITUACIÓN DE RIESGO”

Análisis del texto:

Besada, L. & Puñal, Mª Elena. (2012) Intervención en familias con menores en situación de riesgo. Revista IPSE-ds (Intervención psicosocioeducativa

en la desadaptación social), Vol. 5, 47-69.

Pódese descargar de: http://www.webs.ulpgc.es/ipseds/index5.html

“INTERVENCIÓN EN FAMILIAS CON MENORES EN SITUACIÓN DE RIESGO”

Anderson Alves Ribeiro.

 

 

 

 

“La persona pierde el dominio de si misma y se ve sometida aun control externo que asume como propio” Foucault.

 

 

 

Introducción

En leneas generales el trabajo en cuestión nos orienta en el sentido de que, responsabilidades del Estado con su pueblo esta siendo delegada de alguna manera a los servicios sociales del municipio con la determinación de que cada comunidad sea legitima para resolver las cuestiones que se plantean.

No obstante, son los municipios, o bien, cada comunidad, legitima para legislar en materia de derechos sociales, que al final recae sobre las familias locales, que mas necesitan o estén mas afectadas por la crisis o recortes sociales.

Por otro lado, se argumenta, en el texto, la posibilidad de las familias ejercieren un mayor control sobre las cuestiones básicas y problemas que están involucrados, minimizar las dudas, orientar cada componente de la familia en la eventual intervención.

Además, las autoras, comentan y hacen hincapié de los distintos programas y ayudas, que en el caso de Galicia, están disponibles a las familias.

La probabilidad de éxito, las cuestiones con los trabajadores en general, que están directamente ligados con las familias del programa, hace parte también de las explicaciones de las autoras.

Por ultimo, un concepto básico de logros y resumen de los programas en relación con las familias que solicitan o bien las que son intervenidas por algún tipo de información.

Seguidamente, cabe narrar, que las familias y los trabajadores son un conjunto, o sea, para la debida realización del programa, menester, que se realice un conjunto entre los dos, para el éxito del programa, que esta relacionado con la adecuación de las familias, en su recuperación, organización, reeducación, facilitando así, o mejorando la calidad de vida de las familias que están en dicho programa.

Argumentación

 

La problemática esta, cuando, las familias que son intervenidas por solicitud propia, son sometidas a “programas” de orientación familiar, como por ejemplo, reeducación familiar, podría ser cualquier programa, pero la cuestión que argumenta las autoras, en leneas generalas es la importancia del espacio físico, psicológico y humano de cada familia.

Del mismo modo, que los programas en conjunto con las familias y trabajadores sociales, están directamente ligados, el estado de manera coercitiva, hace con que la autonomía de cada familia este mermada, por dicho programa.

Al establecer “normas” conjuntas, pre establecidas por conductor del programa social, que a su vez, tiene la operación económica en reflejo de estigma, no cabe otra decisión de que aceptar la familia el dicho programa.

Además, la familia una vez dentro del programa establecido por el estado, este se ve vinculado, si o si, y la practica coercitiva empieza.

La sutileza del estado, hace con que la familia no pueda plantearse cambiar de localidad, cambiar de hogar, cambiar el país etc., una vez vinculado al programa social, se termina la posibilidad de cambio.

Uno hace lo que el estado determina, involucrarse en el programa, que por su ves esta direccionado a las familias que necesitan cambio, y que en las ultimas de cambio, lo único que no se hace es el tan soñado cambio.

A pesar de que las familias, una vez ingresada en dicho programa, se vea aliviadas por el tema económico, que es la mas frecuente en días actuales, y están saliendo a flote, pero las ayudas son así en todas las comunidades.

Igualmente, son los trabajadores en conjunto con las familias, que creo, las autoras, narran muy bien la franja tenue, que roza entre trabajadores sociales en general y familias, en ámbito que uno determina lo que se debe hacer el otro obedece, para permanecer en el programa, como titulo de ordenes, que se cumpla el programa.

Otro aspecto importante del texto, es cando las autoras determinan la cantidad de “sentimiento” que podría esbozar un trabajador social, el cariño que se podría tener mientras se trabaja en el programa con las familias, pero la argumentación mas explicita, es la que determina el agente social, o sea, quien debe poner limites.

Es demasiado la cantidad de tareas que un agente social orienta a las familias?…el contacto con las familias podría ser menos o menor? Una solución, podría ser bien dividir los trabajadores en grupos, para que no estén mucho tiempo con la misma familia, o bien marcar puntos específicos de encuentros, etc.

No obstante, las autoras recomiendan también, que la determinación de las familias, su voluntad, la opinión de cada familia y sus miembro, debería ser levado en cuenta.

Advierte, las autoras, en el sentido de una posible anulación de opinión o frustración de los familiares total o parcial, mientras que el trabajador social, podría ser llevado a una dirección del programa donde toda la responsabilidad de la familia recaería sobre el trabajador social, siendo uno miembro directo de la familia.

Una posible anulación de cualquier miembro de la familia, podría generar, un problema mas en el futuro de las familias intervenidas y por supuesto, un mayor desgaste para el equipo de trabajadores que intervienen.

Las teorías de la frustración de Sutherland, y la teoría del control social de Hirschi, están en su pleno labor en condiciones como estas, exponer una familia o sus miembros a riegos como estos, podría llevar a la dinámica, de conductas anti sociales, que estaría fuera del alcance del agente social, detectar a tiempo.

La cuestión esta muy clara, la preocupación de las autoras, fue una parte del texto que mas me impacto.

Puesto que, se una familia que esta en proceso de intervención, por lo motivo que sea, uno o mas miembro de esa familia, podría estar sufriendo mas o menos, me pongo a pensar en una familia, un ejemplo, una típica familia, con 5 personas.

Todos en situación de desempleo, hijos en la escuela, necesitan comer y ejecutar todas las tareas de una familia normal, la intervención llega como una solución, económica, no nos engañemos, en cima el padre pierde o esta mermando su condición de “padre” por las circunstancias que podría llevar o estar llevando a cabo el trabajador social, teniendo en cuenta que esta haciendo su labor, que esta allí para ayudar, pero en que momento se desprende la pregunta, en que momento sabe el trabajador social que esta pasando la barrera, de ayudar y meterse en la familia de lleno…

En contacto con el texto, las argumentaciones, son muchas, la obra es rica en contenido y detalles, las orientaciones son claras, pero la cuestión que mas me preocupa, es contestar la pregunta, cuando sabe el trabajador que no es miembro de la familia?

Sabrá, el trabajador social, diferenciar la cuestión cuando del termino del supuesto programa.

La gran mayoría de las familias que acuden, por voluntad propia, a los servicios sociales, es por cuestión económica, no la totalidad, como bien explicita en el texto, existe las intervenciones de reeducación, plan de preservar la unidad familiar, abordar el concepto de resiliencia, situación de riesgo social y en distintos ámbitos.

Las familias que sufren una intervención sin la solicitud, podría manifestar, puede, por denuncia; de la comunidad, servicios sociales, escuelas, policía, etc.

A esas familias, creo que la labor, seria aun mas dramático, por se existe el pedido de ayuda ya tendría un particular trabajo el agente social, pero sin el debido permiso de las familias, que criterio podría tener un miembro de la familia en cuestión.

Que autoridad sobre su familia podría tener un miembro de la familia se el estado interviene la familia.

Se la comparación de la problemática de cada familia es llevada en juicio de tela, podría ser que se este hablando de intervenciones distintas, que necesite si o se es urgente, pero que la cuestión que suscitan las autoras es de extrema urgencia de aprendizaje y de interesante debate.

Intervenir o no, la cuestión es, pierde el miembro o todos de la familia, el derecho de elegir que hacer con su familia y con sus vidas…

 

Conclusión

El debate es prometedor, pero no podría terminar mi humilde texto, sin antes explicitar mi opinión.

Creo que, en la obra dejo muy clara el poder del estado en relación a las familias, desde Montesquieu, Rousseau, Max, Engels, Nietzsche, etc.

Podría seguir con los pensadores que a mi mas me gustan, entre otros mas, Martín Luther King Jr., Mahatma Gandhi, Malcon X, mucho son los autores que decían del poder del estado y muchas personas escucharan y pocos entenderán, Foucault, muchos son… en aulas del profesor, es la primera vez que veo de cerca un antropólogo…

Bueno sin mas, me gustaría dedicar las ultimas leneas, a comentar en conclusión que, la obra, es de extrema docencia, no habla solamente de los programas para ayudar las familias en términos sociales, no habla solamente de cuestiones sociales, programas para los miembros de la familia, ayudar cada uno con sus responsabilidades, no habla solo del compromiso de los trabajadores sociales, creo yo, habla también del poder del estado, del poder de cada familia, que es un estado independiente, de cada miembro que es un estado independiente, habla de la fuerza de cada familia de cada miembro, de que si se puede cambiar las cosas, ayunque la crisis económica este rozando la barbarie social, que los políticos se dedican cada día mas a no hacer políticas, y que cada uno que se re-invente, que cada ser humano sea mas humano, creo que habla el texto, de una dimensión de cosas que se puede hacer con su libertad, cada familia, cada miembro de cada comunidad de cada estado, independiente, con una única finalidad, ser libre, feliz y pertenecer.

Basta creer. Resiliencia.

Bibliografía

Faitic:

Besada, L. & Puñal, Mª Elena. (2012) Intervención en familias con menores en situación de riesgo. Revista IPSE-ds (Intervención psicosocioeducativa

en la desadaptación social), Vol. 5, 47-69.

Pódese descargar de: http://www.webs.ulpgc.es/ipseds/index5.html

¿Cómo educar a los niños para que puedan cambiar el mundo?

Pablo Muzás Ergüín

«Si el optimismo, el emprendimiento o la importancia de las redes de relaciones se enseñaran en los colegios, proporcionaríamos a los niños un activo de trascendental importancia para sus vidas». Tras una dilatada carrera como ejecutivo y formador en habilidades directivas, Pablo Muzás funda InspiraKIDS en 2012 con la visión de inculcar a sus hijos competencias y valores relacionados con la inteligencia emocional y el desarrollo motivacional que les ayuden en su trayectoria personal.

Read more: http://www.youngmarketing.co/author/pablo-muzas/#ixzz3O2JEMeHv

http://reevo.org/externo/como-educar-a-los-ninos-para-que-puedan-cambiar-el-mundo/

¿Qué sentido tiene aprender algo de memoria cuando ya está disponible en un libro o en Internet?¿No tendría más sentido dedicar el tiempo en las escuelas a que el alumno reflexione y aporte sus visiones propias sobre el tema u objeto de estudio?¿Estamos haciendo algo para formar a los niños como personas, para que sepan relacionarse o desarrollar su creatividad?¿Estamos fomentando el talento innato de cada individuo?¿Son motivadores para el aprendizaje los actuales sistemas de evaluación?

Estas son sólo algunas de las preguntas que surgen cuando nos planteamos si la educación está caminando en la dirección correcta. Y es que el gran dilema del sistema educativo actual radica principalmente en una cuestión de objetivos.

Cuando me dirigía hace unos meses a presentar en un centro educativo el Método OREOH, su director me decía que aunque le parecía un recurso muy interesante no disponía del tiempo para aplicarlo, ya que su centro se enfocaba íntegramente a que sus alumnos obtuvieran unas notas promedio altas, que facilitaran el posterior acceso a la Universidad. Un posicionamiento que primaba la obtención de una determinada puntuación frente a la oportunidad del aprendizaje en sí mismo, que me hizo pensar sobre cuáles debían ser las metas de la enseñanza obligatoria.

En mi libro Inspirando esos locos bajitos cito en el prólogo a la Madre Montserrat del Pozo. Esta innovadora religiosa de las Madres Misioneras de Nazaret establece este ambicioso como genial objetivo para la educación:

«hay que inculcar en los niños la seguridad de que ellos pueden cambiar el mundo» 

Si compartimos este objetivo para la educación de nuestros hijos entenderemos fácilmente que lo enseñado en las escuelas no debe centrarse únicamente en la transmisión de conocimientos en las áreas tradicionales, conocidas en el mundo anglosajón como STEM (Science, Technology, Engineering & Mathematics), sino que debería también aportar competencias emocionales, relacionales y aptitudes creativas y emprendedoras, que serán fundamentales para que el niño pueda adaptarse con éxito a un entorno complejo, diverso y cambiante.

Relacionado: ¿Por qué es importante fomentar la creatividad en las escuelas?

Un objetivo más ambicioso, que incluiría el compromiso para lograr que el niño o niña pueda explotar su potencial en aquellas capacidades que conforman su talento propio, se trataría, no sólo de educar sino también de inspirar; todo un reto para los docentes, que desemboca en una meta mucho más ambiciosa. Un nuevo contexto en el que adquieran especial relevancia teorías como las de las inteligencias múltiples, el aprendizaje por proyectos, la enseñanza personalizada, el trabajo cooperativo, la incorporación de la tecnología o los nuevos formatos de aula.

Si damos por bueno este nuevo escenario de contemplar la educación como una herramienta para el cambio, tendremos mucho más claro hacia dónde tiene que caminar la educación. Si queremos cambiar nuestra sociedad, tenemos que hacerlo a través de los más pequeños. Una vía lenta pero eficaz, que requiere nuestro compromiso a largo plazo, quizá la única posible.

Como tan certeramente lo describía Nelson Mandela, «la educación es el arma más poderosa para cambiar el mundo» y nuestra responsabilidad en este cambio debemos ejercerla cada día desde las escuelas y en nuestras propias casas.

Read more: http://www.youngmarketing.co/como-educar-a-los-ninos-para-que-puedan-cambiar-el-mundo/#ixzz3O2IIijlG

“La Scuola Posi…

“La Scuola Positiva”

“En tal sentido hay que interpretar tres de los dogmas del positivismo: la subordinación de los fenómenos sociales a las inflexibles leyes de la naturaleza, el permanente sometimiento de la imaginacion a la observación; la naturaleza relativa del espíritu positivo; y la previsión racional, como destino de las leyes positivas.
El proprio Ferri destacaría em cambio radical que supuso el positivismo en el ámbito metodológico. “Hablamos dos lenguajes diferentes – explica el autor referiendose a lo clásicos-. Para nosotros, em método experimental (inductivo) es la llave de todo conocimiento; para ellos, todo deriva de deducciones lógicas y de la opinión tradicional. Para ellos, los hechos deben ceder su sitio al silogismo; para nosotros, los hechos mandan…; para ellos, la ciencia solo necesita papel, pluma y lápiz, y el resto sale de un cerebro relleno de lecturas de libros, mas o menos abundantes y hecho de la misma materia. Para nosotros, la ciencia requiere un gasto de mucho tiempo, examinando uno a uno los hechos, evaluándolos, reduciéndolos a un denominador común y extrayendo de ellos la idea nuclear. Para ellos un silogismo o una anécdota es suficiente para demoler miles de hechos recabados durante años de observación y análisis; para nosotros, lo contrario es la verdad.”
Y concluye: “ La escuela Criminal Positiva no consiste únicamente en el estudio antropológico del criminal, pues constituye una renovación completa, un cambio radical de método científico en el estudio de la patología social criminal y de lo que hay más eficaz entre los remedios sociales y jurídicos que nos ofrece. La ciencia de los delitos y las penas era una exposición doctrinal de silogismos, dados a la luz por la fuerza de la fantasía lógica; nuestra escuela ha hecho de ello una ciencia de observación positiva, que, fundándose en la Antropología, la Psicología y la Estadística Criminal, así como el Derecho Penal y los estudios penitenciarios, llega a ser la ciencia sintética que yo mismo la llamo Sociologia Criminal, y así esta ciencia, aplicando el método positivo al estudio del delito, del delincuente y del medio, no hace otra cosa que llevar a la Ciencia Criminal Clásica el soplo vivificador de la últimas e irrefragables conquistas hechas por la ciencia del hombre y de la sociedad, renovada por las doctrinas evolucionistas”
Ideas que reitera FERRI en la introducción a “ Los nuevos horizontes del Derecho y del Procedimiento Penal”:
“Esta es la innovación nuestra, no tanto en las particulares conclusiones como en el método de estudio. Hasta ahora en todos los tratados de derecho criminal la génesis natural del delito ha sido completamente descuidada; se considera el delito ejecutado como dato inicial y sobre esto se construye las teorías jurídicas, ilusionándose con fáciles remedios, sin estudiar las causas del mal.
Nosotros, por el contrario, buscamos los datos y decimos…que es menester estudiar primero las causas que producen el delito y después construir las teorías sobre el mismo…”
La Escuela Positiva se representa como superación del liberalismo individualista clásico, en demanda de una eficaz defensa de la sociedad. Fundamenta el derecho a castigar en la necesidad de la conservación social y no en la mera “utilidad” ; anteponiendo los derechos de los “honrados” a los derechos de los “delincuentes”.
“ Se ha exagerado demasiado a favor de los delincuentes – dice una vez mas FERRI – …y la conciencia universal reclama “ se pong fin a exagerados sentimentalismo en favor de los malhechores, cuando se olvidan la miseria y los dolores de tantos millones de pobres honrados”…
“sin embargo, existe un hecho doloroso…el, hecho revelado por la estadística criminal es que la delincuencia aumenta continuamente, y que las penas hasta ahora aplicadas, mientras no sirven para defender a los honrados, corrompen aún mas a los criminales”…” la insuficiencia de las penas hasta ahora usadas para contener los delitos; el aumento continuo de las reincidencias; las consecuencias peligrosas y a veces absurdas de teorías sobre la locura que razona y sobre la fuerza irresistible…; la exageración de algunas formas procesales; el injerto inorgánico de instituciones extranjeras sobre el viejo tronco de nuestro procedimiento; todo esto y aún más reclamaba y reclama en la conciencia común un remedio científico y legislativo que quite ciertos abusos que favorecen a los delincuentes y perjudican a los honrados”

Antonio Garcia-Pablos de Molina.